Entradas

Mostrando entradas de julio, 2016

El matrimonio y el divorcio

Imagen
El matrimonio, en la época colonial, es el legítimo convenio con el que se unen hombre y  mujer, de forma sagrada e indisoluble para perpetuar la especie en obedeciencia al mandato de Dios, uníos y multiplicaos, y además, asegurar la completa sumisión de la mujer al hombre. Matrimonio viene del latin matris manium, es decir, oficio de madre.

Para la corona española siempre fue una preocupación fomentar y conservar el matrimonio, tanto así, que cuando se solicitaba permiso para viajar a las Indias, se debía contar con la autorización expresa de la cónyuge, especificando que el marido la dejaba con dineros y haberes suficientes para mantenerse ella y los hijos por el tiempo estipulado. Sin este documento, no se podía embarcar.

Pese a esto, los maridos viajaban a las Américas y se quedaban mucho más tiempo del autorizado dejando a su familia sin recursos, esperándole. A raíz de esto, en distintos años, llegó desde España la orden de enviar a todos aquellos que estaban sobre el límite autor…

Los esponsales

Imagen
Se llama esponsales a la promesa de matrimonio futuro,  mutuamente aceptada y llevada a cabo a través de un contrato con cierta ceremonia o acto. La falta a esta promesa, tenía consecuencias judiciales ya fuera de patrimonio o económico.
Estos se podían celebrar personalmente o a través de un representante. En el caso de los  menores de edad sobre los siete años era el padre o tutor.
Entre la promesa y el cumplimiento de ésta, es decir, el matrimonio, pasaba tiempo que bien podían ser años, dependiendo de la edad de los esponsales, pero además, daba a los futuros acceso carnal sin que fuera juzgado delito por ello. Esto daba pie a situaciones un tanto engorrosas, ya que, si alguno se retractaba de la promesa y había hijos de por medio, se establecía el juicio correspondiente para lograr el matrimonio.
Había distintos modos de establecer los esponsales, estos eran: por palabra, por juramento, dando arras y expresando que se casará o regalando un anillo y expresando el deseo de matrimoni…

Origen de algunos chilenismos

Imagen
Como adicional a la entrada anterior, ahora les explicaré el origen de algunos chilenismos típicos que se dicen asociadas a las relaciones de pareja.  Ahí vamos:

Pololear: En Chile, esto quiere decir que estás en una relación semi formal. No tan formal como para terminar en matrimonio pero bastante estable. El origen de esta expresión tiene que ver con los pololos, que significa mosca en mapudungún, y se refieren a unos coleópteros que se sienten atraídos por el fuego y la parafina. En el siglo XIX, era común ver a este tipo de insectos en las ciudades, mucho  más que ahora, por el tipo de iluminación y calefacción de la época. Esto inspiró a la 5° Compañía de Bomberos de Santiago a usar una insignia con el dibujo de este bicho. En esos años, 1880 aproximadamente, ser bombero era muy bien mirado por la gente, aquel que pertenecía al cuerpo lo lucía orgulloso puesto que le daba cierta reputación de valor y gallardía. Entonces, cuando iban a ver a algunas niñas o como estrategia de conqu…

La Infidelidad Colonial

Imagen
Si bien en Chile, el matrimonio es considerado como un contrato civil entre dos personas (hombre y mujer), en la época colonial, existía una variedad de relaciones adicionales al matrimonio que con frecuencia se presentaban y eran aceptadas por la población.
En una sociedad en construcción, fue muy importante mantener el linaje y honor a través de los hijos concebidos en matrimonio legal. Pero eso no impedía que tuvieran otros hijos con mujeres con quienes no se podían casar. 
Altamente clasistas, los españoles no se casaban con quienes estuvieran fuera de sus esferas sociales, es decir, nobles con nobles y plebeyos con plebeyos. Al llegar al Nuevo Mundo, se sentían superiores a los nativos, más adelantados y guiados por Dios a un mundo ignoto y hereje. Tomaban a las mujeres pero no se casaban con ellas. 
Muchos de estos hombres estaban casados en España y, aunque el matrimonio les exigía fidelidad absoluta, el adulterio, dio paso al amancebamiento, que era delito, pero que se cometía co…

Curiosidades del dinero

Imagen
Como ayer comentaba sobre el dinero circulante en el Chile Colonial, hoy les contaré algunas curiosidades lingüísticas relacionadas con este tema y como, hasta el día de hoy, nos llegan ecos de situaciones cotidianas de siglos atrás.
Para empezar, veremos de donde viene el nombre luca a nuestro humilde billetito de mil pesos.

Luca: En tiempos coloniales, tanto en España como en las provincias de ultramar, la moneda de oro (8 escudos) mostraba, en uno de sus lados, la cara del monarca de turno. En el siglo XVI, la moda francesa imponía grandes pelucas para hombres y mujeres. Entonces, en las monedas acuñadas, se veía perfectamente a un hombre (el rey) con una gran peluca y estas monedas, en lenguaje común, pasaron a decirles peluca. Con el uso y las ganas de abreviar, quedó, simplemente en luca. Cabe destacar, que no tan solo en Chile se usa este término para señalar un billete en particular, también en España, Argentina y otros países latinoamericanos. 



Peor es mascar lauchas: Cuando era…